MIRIAM COLONIA ARMAS, el quechua nos permite una mayor reflexión de todo aquello que hacemos.

Mirian, nació en el centro poblado de Recuey Huanca, jurisdicción de la provincia de Carhuaz, allí creció hasta los 6 años, edad en que se trasladó a la ciudad de Huaraz.

Hija de don Prospero Colonia Macedo y doña María Armas, al contarnos un poco de  su vida, nos dice que, que a los 6 años me desarraigue, dejé mi chacra, mis animales, mi escuelita, pero lo que más le entristece es haber dejado mi lengua madre, creo dejé todo lo bueno que pudo haberme dado la chacra enfatiza.


sostiene además: "Cuando llegué a la ciudad creo no entendía nada, todos me hablaban castellano, y yo una niña quechua hablante, ningún compañerito se me acercaba", cuenta Mirian, "Pero fue una motivación para cultivar mi lengua en la ciudad, obviamente con la ayuda de mis padres, pero no me quedé allí, sino me atreví a aprender el inglés", hot hablo fluido la lengua extranjera.


"He demostrado que no hay barreras para aprender otras lenguas, pero acá hay algo importante, fortalecer bien tu lengua materna" no dice ella muy contenta. 

En su experiencia ella nos cuenta la forma en que incursionó como locutora de muchas emisoras acompañando a su padre, a emitir programas en quechua, de este modo impulso el uso de la lengua en todo espacio.

Actualmente labora como especialista en el Gobierno Regional de Ancash desde donde apoya decididamente las políticas de generación de trabajos a favor de la lengua, ella está tras la ordenanza regional que crea el Consejo Regional de la Lengua y cultura quechua impulsada por la sociedad civil, desde hace más de tres años, las esperanzas están en sus buenos oficios y por fin se cristalice este anhelado sueño del pueblo ancashino.

Ella dice mientras viva, amaré mi lengua, tendré la satisfacción de caminar con ella, por que lo mejor que te otorga es tu raíz, tu identidad y el amor a tu pueblo.

Por: Margot Camones 



Comentarios

Entradas populares de este blog

Los Adjetivos en quechua.

CONSONANTES DEL QUECHUA

LOS SUSTANTIVOS O NOMBRES